11 mayo 2017 Acción, Análisis, Multijugador, Noticias, Online, PC, PS4, sandbox, Shoot'em up, Xbox One

Sniper: Ghost Warrior 3

Dicen las malas lenguas que la saga Sniper: Ghost Warrior no es especialmente buena. CI Games lleva años trabajando en una franquicia de juegos de francotiradores que nos ha dado bastante diversión, pero la cual no ha obtenido muy buenas notas en los medios especializados. Lo malo es que muchos usuarios han apoyado esta idea, calificando los títulos solo de entretenidos. Sin embargo, el estudio nos ha sorprendido de varias formas. Primero, han lanzado un Sniper: Ghost Warrior 3. Segundo, han pasado los juegos a los sandbox, dándoles un punto de vista diferente. E inesperado.

Recientemente llegaba a nuestra redacción una copia de Sniper: Ghost Warrior 3. Sí, hemos tenido la oportunidad de echarle un vistazo a un juego muy criticado, de manera negativa, y que aparentemente no ha gustado a la mayoría de usuarios. Queríamos darle un voto de confianza a una apuesta aparentemente arriesgada. Tenemos que decir que a nosotros el género nos gusta mucho. Eso de ir con un rifle de francotirador, haciendo frente a diferentes tipos de enemigos en la distancia, y teniendo que calcular variables, es algo que nos resulta muy interesante. Aunque no sabíamos si este Sniper: Ghost Warrior 3 era bueno. Hemos tenido que comprobarlo.

Antes de nada, la historia. En el juego encarnaremos a un francotirador estadounidense destinado en Georgia, muy cerca de la conocida frontera rusa. Gracias al prólogo podremos ver cómo el protagonista pierde a un personaje fundamental para él. O eso parece, al menos, ya que el propio argumento comienza de verdad en cuanto se detectan señales de que este personaje ha sobrevivido al “ataque” inicial. A partir de ahí, a base de misiones, podremos ir comprobando cómo se ha elaborado un argumento interesante, con algunas sorpresas y que hará que nos centremos en el hecho de asesinar a todo ser viviente gracias a nuestro rifle de francotirador.

El juego se basa, en un principio, en un simple modo: la historia nos soltará en un entorno abierto, que tendremos la posibilidad de recorrer cumpliendo las misiones que nos encomendarán. En un principio es solo eso, con oportunidades de personalización y algunos extras. Aunque no nos vamos a adelantar a los acontecimientos. Vamos a echarle un vistazo a los diferentes apartados que forman Sniper: Ghost Warrior 3. ¿Es el juego el soplo de aire fresco que estaban esperando los usuarios?

Apartado técnico

Sniper: Ghost Warrior 3

Como habréis podido comprobar por otros análisis, cuando miramos la calidad de los videojuegos uno de los aspectos en los que más nos fijamos es el apartado gráfico. No en vano, la actual generación de consolas tiene potencia suficiente como para alcanzar un mínimo de detalle. Esto es algo que sobra decir, al ver el potencial disponible. Lamentablemente, no es el caso de Sniper: Ghost Warrior 3.

A tenor de los materiales publicados antes de la salida del juego, juraríamos que íbamos a encontrar un buen apartado técnico. Nada más lejos de la realidad, ya que hemos visto cómo la calidad gráfica no tiene nada que ver con la potencia disponible en Xbox One, la consola utilizada para el análisis. Si buscáis un título de acción en primera persona en el que el apartado técnico sea un punto a tener en cuenta, ya os decimos que este Sniper: Ghost Warrior 3 no es un referente.

El apartado técnico de Sniper: Ghost Warrior 3 parece pertenecer a la pasada generación de consolas.

Podríamos resumir este aspecto diciendo que la calidad gráfica parece pertenecer a un videojuego de Xbox 360, de los primeros para la consola. Y es que los modelados, la física e incluso las interacciones con los objetos parecen animaciones no acabadas, con fallos bastante notables y algunos desajustes que incluso podría desanimar a seguir jugando al proyecto.

Por supuesto, no todo iba a ser malo. Aunque los modelados no son realistas, los escenarios nos darán la sensación de estar vacíos y los efectos deberían destacar más, hay que mencionar que hemos encontrado pequeños aspectos que sí han logrado convencernos. Matices que han seguido una evolución favorable y que, de hecho, nos han gustado. Hacer mención especial a los efectos de luz, el diseño de los edificios y la distancia de dibujado, entre otros. Aunque, por lo demás, el apartado técnico solo cumple un mínimo de calidad.

Comentar más detalles acerca de la calidad gráfica de Sniper: Ghost Warrior 3 no es algo que nos vaya a ahorrar tiempo. Simplemente, decir que lo que veremos no corresponde, en conjunto, con lo que estamos acostumbrados en la actual generación de consolas. Está claro que, al menos en este apartado, CI Games se debería haber puesto las pilas.

Apartado sonoro

Sniper: Ghost Warrior 3

Pasamos de los gráficos al sonido, mejorando por el camino. El primer apartado nos ha dejado con una mala sensación, algo que no ocurre en el sonido. El mismo, en términos generales, nos ha gustado bastante. Está bien situado, suena cuando debe sonar y los efectos son bastante correctos. Un acierto en este sentido.

Vamos a dividir el apartado sonoro en tres aspectos: la música, los efectos sonoros y las voces. El primero, el cual pertenece a la música, ha sido bien situado, aunque sea excesivamente corto. De hecho, nos limitaremos a determinados momentos de la acción y a los propios menús. Eso sí, las canciones escogidas son buenas, sonando en el momento justo y, no en vano, os darán ganas de comprar la banda sonora original. Especial atención a la melodía que suena en la pantalla de carga de inicio del juego, la cual es sobresaliente.

En cuanto a los efectos sonoros, más o menos más de lo mismo: están bien realizados, con muy pocos peros. Son bastante realistas, de hecho. Nosotros hemos comprobado este aspecto con una televisión básica, aunque podréis apreciarlo mejor gracias a un equipo sonoro conveniente. En todo caso, tenemos que decir que tanto el sonido de las armas, como el terreno, como las propias explosiones suenan muy bien. Quizá tengáis que hacer algunos ajustes menores en cuanto al volumen, aunque por lo demás no tendréis inconvenientes.

Aunque en inglés, el apartado sonoro es notable.

Por último, mencionar las voces. Al respecto sí que nos vamos a quejar un poco debido a un error bastante grande, en nuestra opinión: están en inglés. Pensamos en que los juegos deberían estar doblados al castellano, teniendo en cuenta que no todo el mundo sabe el lenguaje de Shakespeare y que, no en vano, a muchos jugadores les molesta tener que estar leyendo subtítulos (los cuales en ocasiones no se muestran en el idioma de la consola). No dudéis en que este Sniper: Ghost Warrior 3 los incluye.

Si tuviéramos que dar una nota a este apartado sonoro, sin duda sería un notable. Un aspecto bien construido, sin apenas fisuras y con resultados interesantes. Una pena, eso sí, que las voces estén en inglés. Aunque hay que decir que con solo conocer un poco el idioma los subtítulos no os harán falta.

Jugabilidad

Sniper: Ghost Warrior 3

Ya sabéis cómo es la jugabilidad de los sandbox: casi ilimitada. En cierta manera, esto se podría decir de Sniper: Ghost Warrior 3. Sin embargo, no nos vamos a ceñir a ese calificativo. Sí, el juego es largo, aunque también es ciertamente limitado.

Para empezar, los modos de juego que se incluyen son, básicamente, la campaña. No hay más. Ni siquiera el tan ansiado multijugador. Nosotros no lo hemos encontrado. Eso sí, desde CI Games ya anunciaron que el mismo será implementado en una actualización futura. Por lo tanto, nos centraremos en el modo historia.

Tal y como hemos dicho en las líneas de arriba, el modo historia se centra en el argumento principal. A nuestra disposición (y después de que termine el tiempo de carga inicial, el cual es excesivo) tendremos misiones principales y secundarias, las cuales podemos ir completando según queramos. Por supuesto, cuanto más avancemos más posibilidades tendremos a nuestra disposición. Eso sí, casi todas las misiones comenzarán desde el llamado piso franco, donde tendremos el portátil (desde el que seleccionar los objetivos), el almacén de objetos y la mesa de trabajo. También está disponible una cama en la que guardar la partida o, simplemente, esperar a que pase el tiempo con el fin de rellenar la salud.

Las misiones han sido bien desarrolladas, no son repetitivas (incluyendo las secundarias) y, sin duda, nos divertirán bastante. De hecho, es uno de los puntos más acertados del juego. Sniper: Ghost Warrior 3 divierte, y mucho. Antes de dirigirnos al lugar en el que se desarrolla cada misión es recomendable seleccionar el armamento, el cual está disponible desde el propio piso franco. Las armas son abundantes, y se pueden personalizar y mejorar. De hecho, es recomendable hacerlo para obtener ventajas durante los momentos de acción. Para este objeto utilizaremos el dinero que iremos encontrando en los escenarios. No olvidar recargar las armas, ya que al respecto encontraréis muy poca munición.

A la hora de transportaros por la zona, existen varias posibilidades. Ir a pie no es una opción, por lo que hay que mencionar los vehículos y los accesos rápidos. Los vehículos se limitan a coches y camiones, aunque siempre tendréis uno disponible cerca de las zonas de las misiones. Eso sí, su control es bastante tosco e irrealista. Los puntos de acceso rápido están diseminados por todo el mapa, aunque es necesario descubrirlos antes de poder utilizarlos.

Sniper: Ghost Warrior 3

¿Cómo completar las misiones? A golpe de bala, arriesgándonos a que nos maten (lo más posible) o silenciosamente, a distancia, eliminando a cada blanco de manera minuciosa. La segunda posibilidad no solo es la más entretenida, sino también la más recomendable, y la que menos nos pondrá en peligro. Además, podemos utilizar un dron con el fin de identificar la zona antes de atacar.

Jugabilidad larga y acertada, pero con una gran cantidad de errores.

Si utilizáis armas secundarias, el control es el mismo que en los FPS que hay a la venta en el mercado. No sucede similar en cuanto al rifle de francotirador. En cuanto apuntéis, pasaréis a la vista de la mirilla, ante la que hay que tener algunas consideraciones. Este modo es imprescindible para las grandes distancias, sin apenas utilidad para las cortas. Pero en cada disparo hay que tener en cuenta la distancia (se puede ajustar utilizando uno de los botones del mando), el zoom y el viento. Cuando ejecutéis el disparo, dependiendo de si habéis o no efectuado las modificaciones necesarias en el arma, acertáis en el blanco… O no. Si el disparo es bueno, saldrá una vista cercana a la bala, con la que es posible ver el resultado de una mejor manera. Lo típico de los juegos de francotiradores, vaya.

Ya decimos que el número de misiones es bastante grande, asegurando una gran duración. Lo mismo sucede con el mapa, el cual nos costará recorrer de un lado a otro. Lo malo es que los escenarios están vacíos y no tienen personalidad. Además, a pie es extremadamente complicado llegar a un punto concreto, por cerca que esté. Por otra parte hay que mencionar que los errores técnicos han acto de presencia en una gran cantidad de ocasiones, provocando un lastre grave en el desarrollo del juego y provocando que, en más de una ocasión, apaguemos la consola (a nosotros nos ha sucedido).

Un detalle adicional: la personalización del personaje. Por cada misión que completemos con éxito ganaremos puntos de habilidad, los cuales podemos utilizar para mejorar al personaje. Y esto hará, de nuevo, que cada objetivo sea más sencillo.

En definitiva, la jugabilidad de Sniper: Ghost Warrior 3 ha sido bien elaborada, con algunos detalles a tener muy en cuenta y que harán que nos entretengamos como niños pequeños. Eso sí, los errores técnicos son muy numerosos, algo imperdonable al tener en cuenta que un simple fallo puede dar al traste con toda la misión. Y esto se repite cada poco tiempo. El juego necesita, sin duda, un parche urgente que solucione los problemas.

En cuanto a la jugabilidad, solo podemos dar al proyecto un suficiente tirando a notable. CI Games ha querido llegar a nuevas cotas de diversión y, en cierta manera, lo ha conseguido. Es decir, las posibilidades de cada disparo con el fusil son muy buenas, la duración es notoria y el mapeado es muy grande. Pero contiene errores que echan por tierra todas las previsiones que podamos tener. De nuevo, el estudio de desarrollo debe tener en cuenta lo que los usuarios esperaban, solucionando los, repetimos, fallos técnicos.

Multijugador ¿futuro? y contenidos descargables

Sniper: Ghost Warrior 3

Hemos buscado el modo multijugador, pero no lo hemos encontrado. CI Games ya anunciaba que el mismo llegará a Sniper: Ghost Warrior 3 durante los próximos meses, gracias a un parche. La razón de este movimiento es que quieren completar el modo para un único jugador antes de ejecutar un multijugador en línea. Un paso acertado.

No hay multijugador: llegará próximamente.

En cuanto a los contenidos descargables, hay que decir que poseemos bastantes, algunos de los cuales son bastante entretenidos. Se incluyen armas, objetos nuevos, y un pequeño capítulo adicional, La Fuga de Lydia, el cual hace al proyecto aún más completo. Si tenéis la oportunidad, haceros con él.

Los paquetes de contenido descargable de Sniper: Ghost Warrior 3 son notorios, aunque aparentemente apenas tengan nada nuevo. Además, próximamente le podremos echar el guante al multijugador. Nuestra respuesta ante este aspecto es clara: disfrutad de las opciones existentes mientras llegan nuevas.

Conclusión

Sniper: Ghost Warrior 3

Sniper: Ghost Warrior 3 es un juego incompleto, que indudablemente podría haber llegado a ser mucho más. Es decir, el proyecto en sí mismo es notable, un sandbox que nos pone a los mandos de un soldado francotirador en el tiempo actual, es una zona en guerra en la que tendremos que cumplir varios tipos de objetivos. A nuestra disposición tendremos diferentes armas y una historia bastante interesante que a nosotros, al menos, nos ha tenido ciertamente enganchados. Eso sí, los errores han quitado puntos de una manera espectacular.

Jugar y que cada poco tiempo se interrumpan las animaciones o los soldados desaparezcan como por arte de magia son errores imperdonables. Sobre todo después de que el proyecto se haya retrasado con el fin de que CI Games perfeccionara los resultados. Está claro que es necesario el lanzamiento de un parche que solucione todos los errores. Y de manera urgente. Y si se puede mejorar el aspecto gráfico, mejor.

Está claro que Sniper: Ghost Warrior 3 podría haber llegado a ser mucho más. Sin embargo, solo recomendamos su compra a las personas que les gusten mucho este tipo de FPS, y que tengan claro que deberán enfrentarse no solo a los enemigos, sino también a los errores. Lo segundo, al menos, hasta que se lance un parche que solucione los problemas encontrados.

No olvidéis, eso sí, que Sniper: Ghost Warrior 3 ya está a la venta en tiendas, para Playstation 4 (53,91 euros), Xbox One (53,91 euros) y PC (44,90 euros).

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *