10 noviembre 2016 Análisis, Aventura, PC

yesterdayorigins

Yesterday Origins es el deseado retorno de Pendulo Studios para muchos aficionados españoles a las aventuras gráficas. Tras el batacazo sufrido con el fallido crowdfunding de Day One, y el gran periodo de silencio posterior, el estudio patrio dio señales de vida anunciando de forma tímida el que sería su nuevo proyecto, la continuación de Yesterday o como se conoció dentro de nuestras fronteras, New York Crimes.

La decisión no pareció sorprender a nadie, ya que dicha aventura gráfica poseía un guión y una trama interesante, así como suficientes flecos argumentales como para justificar una segunda parte. Dicho esto, y pese a la coletilla que lo acompaña, Yesterday Origins es un título bastante independiente respecto a su primera entrega, aunque evidentemente toda la trama se comprende mejor si uno ha jugado, o tiene fresca la primera entrega. Pese a ser bastante conservadora en su planteamiento, Pendulo se arriesga en su planteamiento e intenta innovar en algunos aspectos que detallamos a lo largo de este análisis de Yesterday Origins.

yesterday

Apartado técnico

Pendulo mantiene su sello artístico característico

De forma similar a sus anteriores creaciones, Pendulo Studios pasa a utilizar Unity como motor gráfico, aunque manteniene su sello artístico característico. Hay que señalar que el resultado es muy bueno y se adapta muy bien a las aventuras gráficas. En general el resultado es muy bueno y visualmente estamos ante un juego muy atractivo, aunque es cierto que hay algunas animaciones, sobre todo las relacionadas con el movimiento, que no están a la altura de lo esperado y resultan un tanto extrañas.

Más allá de esas cuestiones, lo cierto es que todo posee un gran nivel de detalle y mucho mimo. Es algo que se aprecia en todos los elementos del juego, pero sobre todo en los distintos escenarios que recorremos a lo largo de Yesterday Origins. Además, otro voto a favor de Pendulo Studios es que a pesar del colorido que presenta este juego, no choca con la oscura trama, quizá por aquello de que los opuestos se atraen.

Sin embargo, sí es cierto que hemos experimentado algunos problemas de índole técnico con la detección de los “hitbox” con el ratón. Esto ha causado problemas al seleccionar algunos menús donde el cursor no se situaba en la zona que debería. Sin embargo, utilizando un pad ninguno de estos problemas se ha dado.

yesterday1

Jugabilidad

A pesar de que Yesterday Origins es bastante conservador en su planteamiento, ya que es una aventura gráfica tradicional al uso, sí es cierto que intenta innovar en algunas cuestiones. Una de ellas es la de presentarnos dos personajes protagonistas con los que tenemos que cooperar para resolver ciertos puzles. Esto no es algo nuevo ni muchísimo menos, pero sí que es cierto que se sale de la tónica habitual del género.

Algunos acertijos únicamente se resuelven con el nuevo sistema de deducciones

De forma paralela, Yesterday Origins presenta un tipo de pistas que podríamos definir como deducciones o notas mentales a modo de recuerdos. Estas se activan al tratar algún tema en concreto con algún personaje o al interactuar con objetos de nuestro alrededor. En cierto modo nos ha recordado a lo que pudimos ver en su día con Resonance, aunque mucho más simplificado. En cualquier caso funciona. Del mismo modo, determinados acertijos únicamente se resolverán mediante deducciones, una especie de “metapuzle” en el que deberemos completar sus piezas para poder encontrar la solución.

Hay que señalar que la dificultad no es demasiado elevada y que los puzles son bastante lógicos, aunque este último componente resulte en ocasiones un tanto retorcido o fruto de un juego de palabras. Si prestamos atención, Yesterday Origins nos da las claves para resolver la escena, normalmente con la introducción o con alguna secuencia, lo que contribuye a crear una cadena lógica aunque visto desde fuera podría no tenerla.

Como señalábamos al principio, la trama es interesante e indaga, precisamente, en los orígenes de John Yesterday. El juego sigue un poco la tónica y clichés propios de Pendulo Studios, pero la verdad es que la trama es entretenida e invita a adentrarse en ella.

yesterday2

Apartado Sonoro

Sin resultar especialmente llamativa, la banda sonora de Yesterday Origins es bastante buena y se adapta a la perfección a las distintas situaciones que nos presenta el juego. Los tonos resultan similares a los de la primera entrega, por lo que se mantiene cierta coherencia y continuidad entre ambos títulos, lo cual es interesante. En lo que se refiere a las voces de Yesterday Origins, y pese a ser un videojuego español, únicamente se encuentran en inglés. La calidad es aceptable, sin grandes interpretaciones pero que en ningún caso llegan a resultar molestas.

Este detalle de las voces sin duda molestará a muchos jugadores, pero es algo que en el fondo no es el fin del mundo y que se debe probablemente a una cuestión de distribuidoras y derechos más a que a un maligno complot por parte de Pendulo Studios.

Conclusión

Yesterday Studios es una buena aventura gráfica, y que quizá podamos definir como “muy de Pendulo Studios”. Todo en ella nos recuerda a este estudio, desde su cuidado diseño artístico al planteamiento de los puzles. A pesar de que no innova, es de agradecer que sus creadores se hayan arriesgado con la introducción de algunas mecánicas fuera de su zona de confort, aunque se nota que no han sido explotadas al máximo. No es una aventura gráfica especialmente difícil y quizá eso permita a los neófitos acercarse al género, especialmente en consolas donde no hay mucho donde elegir.

Yesterday Origins está disponible desde el 10 de noviembre de 2016 para PC (24,95 euros), PS4 (34,95 euros) y Xbox One (34,95 euros).

Equipo de Pruebas

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *