30 enero 2012 Industria, Noticias, Opinión

El año 2012 se está presentando algo más movido de lo que muchos esperábamos para Blizzard Entertainment. Una de las principales razones es la concentración de proyectos que se han juntado este año: Diablo III, StarCraft II: Heart of the Swarm y la expansión para World of Warcraft, Mists of Pandaria. A todo esto hay que unir el famoso y desconocido a partes iguales Titan, lo que suma una enorme cantidad de juegos, algo a lo que esta empresa no estaba muy acostumbrada hasta hace relativamente poco tiempo.

Hace unos días Blizzard anunciaba que este año no realizaría su evento particular, la BlizzCon, debido a la ingente cantidad de trabajo. Una noticia bastante mala para todos los aficionados a sus juegos, ya que durante dicha feria siempre suele anunciarse algo relativamente importante. Así que, este año de golpe y porrazo nos quedamos sin ella. Supuestamente, los esfuerzos para realizar dicho evento son tales, que prefieren invertirlos en continuar el desarrollo de los juegos, pero ¿realmente necesitan tanto trabajo? O quizá 2012 pinte algo más complejo para la empresa.

Si tenemos en cuenta los largos periodos de desarrollo de Blizzard, no parece algo bastante coherente, ya que hasta ahora, nunca había habido semejante problema. Además, si hacemos caso a lo que dice Blizzard, Diablo III debería salir en los próximos meses, aunque esto quizá no sea así finalmente. Recientemente la beta de Diablo III recibió su decimo parche el cual modificó gran parte del juego al añadir cambios importantes de mecánicas en el mismo. Es llamativo que a estas alturas del partido se incorporen cambios tan radicales, pero temo que el juego no esté listo en el espacio de tiempo manifestado por la compañía. A esto hay que unir que uno de los miembros de vital importancia del equipo de desarrollo ya no continúa en la empresa y que se busca a un sustituto urgente, lo que no es nada halagüeño.

Por otro lado, tenemos el panorama del continuo descenso de suscripciones en World of Warcraft unido a una crisis identitaria de dicho mmorpg. El wow ha sufrido un varapalo bastante grande este año pasado, y a falta de tener los datos del último cuatrimestre no creo que la tendencia sea mucho mejor. Decir que es un fracaso sería algo ingenuo, ya que sus números causarían envidia a otros juegos similares, pero es evidente que World of Warcraft presenta una fatiga considerable. A todo esto hay que unir que la explotación de las mismas mecánicas durante todos estos años ya no funcionan, y no logran conservar y ni mucho menos atraer a nuevos jugadores. Si a esto le unimos que Cataclysm ha recibido el parche de fin de expansión a finales del año pasado, es evidente y necesario que Mists of Pandaria salga cuanto antes si World of Warcraft quiere parar la tendencia de abandonos del juego.

Por último, tenemos la expansión de StarCraft II de la que poco o nada sabemos, más allá de los preview oficiales mostrados por Blizzard o las últimas informaciones de la BlizzCon. También se la esperaba este año, pero viendo el panorama que tiene la empresa por delante y la relativa estabilidad de StarCraft II no me sorprendería que fuese el candidato perfecto para sacrificarla y posponerla un año, dejando hueco para los otros lanzamientos “seguros” que serían Diablo III y Mists of Pandaria.

Así pues y a la espera de la conferencia de resultados de la empresa, tenemos un panorama muy apretado y lleno de incertidumbre para Blizzard. Evidentemente los resultados serán buenos, pero resultará curioso ver como se afronta el declive de World of Warcraft y cuándo saldrá Diablo III a la venta. Si esto último no se anuncia en breve, muy posiblemente el lanzamiento se aleje mucho y vistos los cambios en la beta, no sería nada sorprendente. ¿Se desvelará el misterio de Titan? ¿Volverá World of Warcraft a revolucionar el género mmorpg? Preguntas por el momento sin respuesta, pero que podrían tenerla a lo largo de este año.

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 30 enero 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *