17 julio 2012 Industria, Opinión

Cuando uno decide comprarse un juego siempre tiene en cuenta diversos factores del mismo: género, duración, rejugabilidad… Pero algunos además de todo eso buscamos algo más: una historia.

El problema es que aunque a muchos no nos importa llevarnos una hora sin tocar el mando mientras Snake se debate entre la vida y la muerte en Metal Gear Solid 4, a otros les parece una tomadura de pelo.

Sin entrar en casos que quizá sean excesivos, los hay con una narrativa sublime que consiguen atraer tu atención por completo y hacen que los pequeños defectos, o quizá no tan pequeños, queden eclipsados.

Siempre hay géneros que se prestan más a tener una historia interesantes mientras que otros ni la tienen ni la necesitan.

Uno de los géneros donde creo que un juego debe cuidar la trama muy especialmente es en el RPG. Por poneros un ejemplo Final Fantasy XII tiene, según muchos, un apartado jugable envidiable con muchas opciones, más dinámico de lo que suele ser habitual en la saga y aun así la historia es una basura infumable. No consigue enganchar al jugador y las relaciones entre los personajes son realistas (cada uno pelea por lo suyo, vamos como la vida misma) en vez de la idealización de la amistad, el honor y la honestidad muy presentes en la saga (para realidad me basta con la que vivo a diario, no la necesito en un Final Fantasy…).

Está claro que no todos buscamos lo mismo en un videojuego. Sin embargo bajo mi modesta opinión juegos como Heavy Rain son lo que son principalmente por su historia (más allá de tener un sistema de juego más o menos diferente). Otros como Metal Gear son un híbrido entre una historia increíble con una jugabilidad aplastante. Sin embargo en el caso del citado FF XII la historia es el pretexto usado para ofrecernos una experiencia jugable intensa y adictiva.

Ante la pregunta del artículo yo lo tengo claro: necesito una historia con peso específico para que el juego me llame la atención. Por muy buena que sea su jugabilidad o su propuesta si no tiene algo más que me enganche, que me haga seguir, para mí ha perdido todo el interés. Sin embargo otros piensan que para historias ya está el cine.

Estoy seguro de que habrá gente que piense como yo y otros no pero: ¿y ?

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 17 julio 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *